Universidad Vasco de Quiroga

CEREMONIA DE GRADO DE MAESTRÍA EN LA UNIVERSIDAD VASCO DE QUIROGA.
Estudiar una maestría significa la experiencia de adquirir una dignidad: Rector de la UVAQ.

23 de febrero del 2019 16:21
Compartir en:
Compartir en Facebook Compartir en Twitter
23 feb

Morelia, Mich. a 22 de febrero de 2019. En solemne acto, se llevó a cabo la ceremonia de grado de los estudiantes de Maestría que finalizaron sus estudios en las Maestrías en Calidad de la Educación Superior, Gestión Empresarial y Psicoterapia Psicoanalítica de la Infancia y la Adolescencia.

 

El evento tuvo lugar ante la presencia autoridades universitarias, como el Rector de la Universidad Vasco de Quiroga, Ing. José Antonio Herrera Jiménez; la Secretaria Académica de la UVAQ, Lic. Susana García Ramírez; la Lic. Dulce María Nava Vázquez, Presidente de la Junta de Gobierno de la UVAQ; la CP María Inés Pérez Alfaro, Secretaria Administrativa de la UVAQ y los coordinadores de las maestrías que egresan de la UVAQ, la Mtra. Nadia Huerta Gutiérrez, Coordinadora de Posgrados, Mtro. Daniel Rico Huerta, Mtra. Guadalupe de Guerrero Osio Verduzco y la Lic. Jennifer Marlene Alcocer Martínez.

 

En un sencillo pero muy sentido homenaje se citó la memoria del Doctor Enrique Murguía Díaz Muñoz (QEPD), fallecido en meses pasados, y a quien se realizó un reconocimiento por parte de alumnos, docentes y cuerpo administrativo de la UVAQ, mediante una serie de mensajes de alumnos y maestros que tuvieron el honor de trabajar con él; su actuar fue calificado como “significativo y honroso haber podido contar con las enseñanzas del Doctor Murguía”: “No sólo nos enseñó teorías y técnicas, también fue un gran modelo de terapeuta docente, pero sobre todo fue un gran ser humano”; “el Doctor Murguía será recordado como aquel hombre sensible, capaz de llegar más allá de las apariencias, aquel hombre gentil y atento que se preocupa por sus alumnos más allá de las aulas”.  Descanse en Paz el Dr. Enrique Murguía.

 

En su mensaje de “Última Cátedra”, el Rector de la UVAQ señaló que estudiar una maestría significa la experiencia de adquirir una dignidad. Destacó que un profesionista debe revestirse de la dignidad de ser buena persona. Afirmó que para la UVAQ, es de suma importancia, que sus profesionistas sean buenas personas.

 

El Ing. Herrera Jiménez exhortó a los egresados a que se revistan de la dignidad que implica ser maestros, y más aún, en lo que significa ser egresados de la UVAQ, viviendo y transmitiendo los principios de solidaridad, subsidiariedad, bien común y la participación en las cuestiones de la sociedad.

 

Destacó que Don Vasco de Quiroga se basó en esos valores para fundar Michoacán, e invitó a los egresado a asumir la dignidad de Don Vasco, porque, dijo, eso es lo que nuestra nación necesita, y afirmó que, para llevar a la práctica esos valores, lo que se necesita es amor al prójimo.

 

En su momento, la Lic. Mónica Rodríguez Padilla, alumna de la Maestría en Calidad de la Educación Superior y seleccionada para dar el mensaje por parte de los alumnos, expresó que, además de los conocimientos recibidos en las aulas, aprendieron a crecer como personas, aprendieron de los maestros quienes los ayudaron a derribar paradigmas, y a ver la realidad de una manera más crítica y objetiva, y agregó que en la maestría fortalecieron sus habilidades para trabajar en equipo y desarrollar el liderazgo, y que el aprendizaje es un proceso continuo que no se debe descuidar.

 

Los alumnos que destacaron por los mejores promedios, fueron: de la Maestría en Educación Superior: Andrea Gussi Borunda, Atalía Mesa Alejandre, Mónica Paulina Rodríguez Padilla y Magali Villegas Ponce; de la Maestría en Gestión Empresarial: Rosa Elia Soria Gregorio; de la Maestría de Psicoterapia Psicoanalítica de la Infancia y la Adolescencia: Eugenia Dennis González Aguilera y Tania Sheila Hernández Ruíz.

 


 
P-gina-web-DSC-8526

P-gina-web-DSC-8527

P-gina-web-DSC-8529

P-gina-web-DSC-8533

P-gina-web-DSC-8537

P-gina-web-DSC-8539

P-gina-web-DSC-8543

P-gina-web-DSC-8547

P-gina-web-DSC-8548

P-gina-web-DSC-8553

P-gina-web-DSC-8556

P-gina-web-DSC-8558

P-gina-web-DSC-8561

P-gina-web-DSC-8571

P-gina-web-DSC-8572

P-gina-web-DSC-8576

P-gina-web-DSC-8583

P-gina-web-DSC-8587

P-gina-web-DSC-8591

P-gina-web-DSC-8594

P-gina-web-DSC-8597

P-gina-web-DSC-8601

P-gina-web-DSC-8605

P-gina-web-DSC-8607

P-gina-web-DSC-8610

P-gina-web-DSC-8613

P-gina-web-DSC-8617

P-gina-web-DSC-8622

P-gina-web-DSC-8626

P-gina-web-DSC-8628

P-gina-web-DSC-8631

P-gina-web-DSC-8632

P-gina-web-DSC-8635

P-gina-web-DSC-8638

P-gina-web-DSC-8642

P-gina-web-DSC-8645

P-gina-web-DSC-8649

P-gina-web-DSC-8653

P-gina-web-DSC-8655

P-gina-web-DSC-8657

P-gina-web-DSC-8660

P-gina-web-DSC-8662

P-gina-web-DSC-8664

P-gina-web-DSC-8668

P-gina-web-DSC-8677

P-gina-web-DSC-8678

P-gina-web-DSC-8688

P-gina-web-DSC-8699

P-gina-web-DSC-8705

P-gina-web-DSC-8708

P-gina-web-DSC-8717

P-gina-web-DSC-8721

P-gina-web-DSC-8724

P-gina-web-DSC-8729

P-gina-web-DSC-8731

P-gina-web-DSC-8732

P-gina-web-DSC-8735

P-gina-web-DSC-8738

P-gina-web-DSC-8741

P-gina-web-DSC-8744

P-gina-web-DSC-8746